Su amigo cerrajero dice: Consejos para elegir la mejor cerradura III

Este tipo de cerraduras es la más común y recomendada en baños o en habitaciones que requieren un cerramiento desde dentro.

Obviamente si usted necesita cerrar desde dentro cualquier habitación incluso un sótano o cuenta con una recámara donde trabaja, tiene su oficina o simplemente necesita privacidad puede colocar un tipo de cerradura como esta.

Cuidado, sumo cuidado con el pestillo, por que este puede llegar a engancharse y posiblemente podemos quedarnos encerrados desde dentro.

Cerraduras embutidas o del tipo empotradas.
Este tipo de cerraduras son las que se encajan en un costado estrecho de la puerta o en un canto para que queden embutidas dentro de la propia puerta, luego se emplea un sistema mediante las palancas, trabas o cerrojos los cuales salen y se encastran en el otro extremo que se encuentra en el marco de la puerta.

Se emplean sobre todo en puertas exteriores, para una mayor seguridad estas puertas suelen ser de madera maciza, con placas de acero reforzado o enteramente metálicas.
En estos tiempos es el sistema más universal en la mayoría de las viviendas del mundo.
Ahora bien, estas cerraduras se abren mediante una manilla, la cual es colocada en el interior de la puerta y en el momento de girar se retrotrae el pestillo.

Las puertas exteriores que cuentan con este tipo de cerraduras están embellecidas ya que muchas fábricas cuentan con líneas excelentes de estos productos que fabrican productos de alta calidad.
Recuerde este número 902 80 80 55, emergencia ante cualquier problema o inconveniente con su cerradura, llámenos estamos para servirle.

No hay comentarios:

Publicar un comentario